cursos de inglés subvencionados para empresas

¿Tu empresa todavía no ofrece clases de inglés para los empleados? Pues ya tardas en informarte sobre los cursos de idiomas subvencionados para empresas y ponerlos en marcha. A continuación te damos diez razones por las que organizar clases de inglés en tu empresa es una idea que sale muy a cuenta.

  

1. Porque cada vez más empresas lo hacen

Según los últimos datos de la Fundación Estatal para la Formación en el Empleo (Fundae), que es la entidad que gestiona las subvenciones a la formación en nuestro país, más de 350.000 empresas imparten formación bonificada cada año. Esto equivale a un 20 % de las que pueden acogerse a estas ayudas. En total, en el último año más de 4 millones de trabajadores españoles se beneficiaron de esta opción.

  

La formación en idiomas es la cuarta materia más demandada por las empresas y el inglés es la asignatura estrella en este apartado. El año pasado, más de 220.000 alumnos participaron en clases de inglés para empresas con formación bonificada. La media de edad de los participantes oscila entre los 36 y los 45 años.

  

2. Porque el inglés es la lengua internacional de los negocios

De media, el 10 % de las empresas españolas exportan sus productos al exterior, aunque el porcentaje varía mucho en función de la región y del sector. Por ejemplo, en Cataluña y Madrid más del 20 % de las empresas tienen actividad exportadora y el destino principal de sus productos y servicios es el mercado de la Unión Europea.

  

Si estás pensando en salir al exterior, el inglés resulta imprescindible. Del mismo modo que necesitarás que tus empleados dominen este idioma si quieres asistir a ferias internacionales, para cerrar acuerdos con proveedores y distribuidores de otros países o para captar financiación de fondos de inversión y firmas de capital riesgo.

  

3. Porque las clases de inglés pueden salirte gratis

En total, el último año la Fundae tramitó ayudas por valor de 517 millones de euros para la formación bonificada en las empresas. El importe de las ayudas destinadas a impartir clases de inglés para los empleados se calcula en función de diversos parámetros, pero si trabajas en una pyme la bonificación puede llegar al 100 %.

  

Además, las empresas más pequeñas están exentas de tener que cofinanciar la formación y, si tienen menos de 50 empleados, pueden reservar el crédito de formación que no hayan utilizado en un ejercicio para usarlo en los próximos años. Por eso no sorprende que, en los últimos diez años, el número de empresas españolas que deciden ofrecer clases de idiomas a sus empleados no pare de crecer.

  

4. Porque tus empleados lo agradecerán

Si nos fijamos en el ranking de las mejores empresas para trabajar, las compañías que encabezan la clasificación año tras año tienen un rasgo en común: dan una gran importancia a la formación. De hecho, la formación es a menudo un aspecto mejor valorado por sus empleados que el nivel de retribución o los incentivos que ofrecen, así que las empresas invierten en este aspecto para atraer a los mejores talentos.

  

Lectura recomendada: Las clases de inglés, uno de los beneficios más valorados

  

Hoy en día, en la mayoría de las ofertas de trabajo para puestos cualificados (y no tan cualificados) se exige inglés y también es un requisito imprescindible para aspirar a un cargo de más responsabilidad o de ámbito internacional. Por eso los empleados son conscientes del valor que tiene poder mejorar su nivel de idiomas.

  

5. Porque tu competencia ya lo está haciendo

No es ningún secreto que, para ser una empresa de éxito internacional, es necesario dominar el inglés. Probablemente tus competidores ya han tomado buena nota y están invirtiendo en la formación en idiomas de sus empleados, por lo que deberías hacer lo mismo. Y si tu competencia aún no ha caído en ello, ¡aprovecha la ventaja!

  

En el competitivo mercado actual, en el que todo está al alcance de un clic, tener personal que domine el inglés resulta fundamental para destacar en el mercado y aprovechar las oportunidades de crecimiento. Si aspiras a que tu empresa se coloque entre los líderes de tu sector, entonces tienes que invertir en formación de idiomas.

  

6. Porque puedes organizar las clases como quieras

Una de las ventajas de la formación bonificada actual es que ofrece una gran flexibilidad. Puedes organizar los cursos de inglés subvencionados para empresas de la forma que más te convenga: presencial, semipresencial o telemática. También tienes la posibilidad de crear grupos de alumnos, en función de su nivel de inglés, área de la empresa o disponibilidad horaria, siempre que respetes los cupos que fija la Fundae (máximo 30 alumnos por clase presencial o 80 por clase telemática).

  
cursos de inglés subvencionados para empresas
  

Así mismo, existe una total libertad en la elección de los horarios para impartir las clases: puedes hacerlas por la mañana antes de empezar la jornada laboral, a mediodía aprovechando el descanso de la comida, o por la tarde al terminar el trabajo. Las únicas restricciones son que la duración total del curso no puede ser inferior a 2 horas, ni se pueden impartir más de 8 horas de clase en un mismo día.

  

7. Porque el inglés es el idioma de Internet y del e-commerce

Para una empresa que está en Internet, el inglés resulta imprescindible. Es necesario para traducir tu página web al inglés, gestionar tu tienda online, atender las consultas de los clientes de otros países que te han encontrado a través de Google, etc. El inglés también es el idioma en el que funcionan la mayoría de los programas verticales, herramientas de e-commerce, e-mail marketing, SEO, redes sociales, etc.

  

Si cuentas con empleados que dominen las nuevas tecnologías y además sepan inglés, tu empresa estará preparada para competir en el mercado global y aprovechar las ventajas que ofrecen las innovaciones tecnológicas. Es decir, tendrás todo lo necesario para adaptarte a la transformación digital que afecta a todos los sectores.

  

8. Porque el inglés que se usa en los negocios es “different”

No hay que confundir el inglés que se enseña en la escuela con el “bussiness English” o inglés de negocios, que es totalmente distinto. Aunque las bases del idioma son las mismas, el inglés de negocios solo se puede aprender en clases de inglés para empresas ofrecidas por profesores de inglés expertos con experiencia.

  

Lectura recomendada: ¿En qué se diferencia el inglés de negocios del inglés normal?

  

En las clases de inglés de negocios se enseña la terminología propia de los negocios internacionales, conceptos financieros, de marketing, ventas, etc. También se practican situaciones habituales en el entorno laboral, como reuniones internacionales, negociaciones en inglés, teleconferencias y videoconferencias, etc.

  

9. Porque contarás con profesores nativos con experiencia

Los cursos de inglés subvencionados para empresas ofrecen la oportunidad de que tus empleados puedan aprender inglés con profesores nativos, que tienen experiencia en ayudar a mejorar las competencias lingüísticas de los negocios de todo tipo. Los cursos están personalizados de acuerdo con las necesidades de tu empresa e incluso tienes la posibilidad de incluir vocabulario propio de tu sector.

  

Además, los profesores de inglés nativos para empresas están acostumbrados a trabajar con profesionales y diseñan las clases de modo que resulten interesantes, amenas y atractivas. Dan prioridad al trabajo práctico y realizan un seguimiento personalizado de cada alumno para asegurar que todos mejoren su nivel de inglés.

  

10. Porque no tendrás que preocuparte por nada

Sabemos que estás muy ocupado y que las clases de inglés para empresas son una de esas cosas que siempre has querido hacer, pero no tienes suficiente tiempo. Por eso en Nativos Language Consultants nos ocuparemos de todo lo necesario. Somos expertos en cursos de inglés para empresas y tenemos una década de experiencia ayudando a gestionar programas de formación bonificada para nuestros clientes.

  

Solo tienes que ponerte en contacto con nosotros y prepararemos una propuesta de cursos de inglés subvencionados para empresas a la medida de tu negocio. También te informaremos acerca de los requisitos a cumplir y te explicaremos los pasos que debes seguir para solicitar tu subvención y poder acogerte a la formación bonificada.

  

¡No dejes pasar la oportunidad de dar un impulso a tu negocio, contáctanos!